Flores de Bach

Las Flores de Bach constituyen un total de 38 esencias naturales utilizadas para ayudar a mejorar dolencias emocionales como miedos, soledad, desesperación, estrés, obsesiones etc… Fueron descubiertas por Edward Bach (médico y homeópata) entre los años 1926 y 1934. Su teoría afirma que las enfermedades físicas tienen un origen emocional y que las distorsiones del estado anímico, de subsistir prolongadamente en el tiempo, acaban originando la aparición de problemas de salud en el cuerpo.

La teoría de Bach también establece que, si se consigue restaurar el equilibrio emocional de la persona, se resuelve la enfermedad física. Después de más de 70 años, las Flores de Bach han sido probadas como un magnífico sistema para tratar los problemas físicos, mentales y emocionales de los seres vivos. Según Bach no existe curación posible si no va acompañada por una actitud mental distinta, por la tranquilidad y la felicidad interior. 

Se trata de una terapia natural, sin contraindicaciones y que desde 1976 está aceptada por la Organización Mundial de la Salud.